Emiratos Árabes Unidos: un país de contrastes

0
353

Viajar a los Emiratos Árabes Unidos es una de esas decisiones que te cambiará la vida. Una experiencia de contrastes y retos culturales que no te dejará indiferente.

Comencemos por situarnos, los Emiratos Árabes Unidos (EAU) es un país de Oriente Medio compuesto por siete emiratos: Abu DabiAjmánDubáiFuyairaRas al-Khaimah, Sarja y Umm al-Qaywayn.

Existen emiratos mucho más turísticos que otros y aunque todo el mundo tiene en mente Dubai lo cierto es que los EAU tienen mucho más que ofrecer.

Abu Dabi:

Si hay algo característico de la capital de los EAU es su modernidad. Del enclave original apenas queda el Palacio del Emir denominado ‘Fuerte Blanco’ que contrasta con la presencia del primer hotel siete estrellas del mundo. Entre los atractivos de esta megalópolis se encuentra la gran mezquita de Sheikh Zayed con capacidad para 41.000 fieles y que es muy reconocible gracias enormes cúpulas de mármol blanco.

Para disfrutar de la opulencia de la ciudad no podemos dejar de ver el Emirates Palace, un hotel símbolo del lujo extremo que cuenta con playa privada y pista para helicópteros y que ya ha sido calificado como “el hotel más caro del mundo” en cuanto a gastos de construcción se refiere.

También merecen una visita las Etihad Towers un complejo de edificios con cinco torres que ofrecen vistas panomáicas de la ciudad y del Golfo Arábigo. Además cuenta con una selección de las boutiques más caras y exclusivas del mundo que incluyen habitaciones VIP privadas para que los clientes realicen sus compras.

 

 

Dubai:

El Emirato más conocido en el mundo occidental y es un desierto plagado de gigantes complejos comerciales, hoteles de lujo, rascacielos…Un canto a la ostentación que parece no tener fin. La ciudad se divide en cuatro grandes áreas, en Deira, al norte de la ciudad, se encuentra el Casco Antiguo de Dubai y en él pueden verse los zocos más importantes. Es una zona más barata que el resto de la ciudad.

Junto a Deira se encuentra Bur Dubai, la zona más antigua y la que alberga los museos de la ciudad.

Las mayoría de las playas públicas se encuentran en Dubai Marina una zona llena de edificios modernos y alternativas de ocio a todas horas del día y de la noche.

Y por último el corazón de la ciudad: Downtown Dubai que incluye el enorme complejo Burj Khalifa que ofrece múltiples atracciones. Los amantes de las compras creerán entrar en éxtasis a través de sus más de 1.200 tiendas.

En Dubai también hay espacio para algunas atracciones naturales como las piscinas de Hatta situadas en las montañas Hajar o el valle Waddi Hatta y su antigua fortaleza.

 

Sharjah:

Es otro de los emiratos que se caracteriza por la presencia masiva de rascacielos si bien ha reconducido su oferta turística al mundo de las artes. Cerca de una veintena de museos esperan al visitante mientras que el barrio Al Shuwaiheen reúne galerías de arte. También encontramos un museo de historia natural como el Desert Park, en el que destaca el Arabian Wildlife Centre que reúne a todo tipo de animales autóctonos de los EAU.

No faltan las opciones para aquellos que no pueden vivir sin las compras, así junto a la laguna artificial Khaled  y de la Mezquita del Rey Faizal se levanta un enorme centro comercial.

Ajmán:

Es el emirato más pequeño y tiene una gran tradición marinera. Cuenta con 16 kilómetros de costa con playas blancas y aguas turquesas en las que puede realizar avistamiento de delfines. Hoteles y apartamentos se distribuyen por sus tres áreas la mayoría en, Ajman City donde puede visitar al Ajman National Museum situado en una fortaleza.

Al este de Ajman se encuentra Al Manama que es una zona agrícola en la que destacan sus territorios de gran belleza natural. Y por último Masfout una zona de gran vegetación y poco turística.

Ras al-Khaimah:

Este emirato es uno de los que mejor refleja el tradicional mundo árabe. Atrae a los turistas con la promesa de una experiencia árabe “auténtica” ofreciéndoles playas, inmensos desiertos, productos locales y cocina tradicional.

 

Fujairah:

Este emirato está situado en el golfo de Omán y su capital, homónima, se caracteriza por su belleza. Modernos edificios y arquitectura actual delatan la juventud de este emirato. Su estilo de vida es sencillo y está separado del resto de la U.A.E. por las montañas Hajar, presume de un total de 70 kilómetros de litoral con playas amplias y tranquilas, un destino ideal para todo aquel turista que desee “desaparecer del mundo”.  Es una zona perfecta para realizar deportes acuáticos y de buceo, ir de safari por el desierto en jeep o realizar excursiones de montaña.

A nivel arquitectónico te sorprenderán dos figuras muy distintas en tamaño, se trata de la mezquita Al Badiyah, la más pequeña y antigua de los emiratos, muy sencilla y tradicional y con cuatro cúpulas, apenas caben 20 personas. En el lado opuesto se encuentra la Gran Mezquita de Fijairah que solo permite la entrada a musulmanes, es la segunda más grande de los Emiratos con capacidad para 28.000 fieles y 65 cúpulas y seis minaretes.

Para quienes quieran disfrutar de un turismo más moderno pueden visitar Al Qasba un centro comercial que incluye la icónica rueda de Chicago que identifica al Emirato, tiendas, restaurantes…muy atractivo para visitar de noche.

Después de un duro día de turismo en Fujairah, agradeceremos un buen descanso. Algo que conseguiremos en Blue Diamond AlSalam Resort *****GL situado en primera línea de playa, con amplias habitaciones lujosamente equipadas, piscinas para adultos y niños, un exclusivo SPA con todo tipo de tratamientos y una variada oferta gastronómica. Un regalo para tus sentidos.

 

Umm al-Qaywayn :

Es probablemente el más desconocido de los emiratos. Cuenta con todo tipo de paisajes, desde manglares en las Costas del Golfo Pérsico hasta dunas de arena con oasis fértiles. Paseos en camello o tranquilas excursiones en bote son algunos de los reclamos de esta zona.

Como veis las posibilidades en Emiratos Árabes Unidos son prácticamente ilimitadas, lujo y modernidad se enfrentan a tradiciones en un país donde todo es posible.

Dejar respuesta

19 − 17 =